Mié. Jun 19th, 2024

Fotografìa: Redaccion RI.

En el marco del Día Mundial de la Enfermedad de Chagas, que se conmemora hoy, especialistas en infectología del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste) exhortaron a la población a evaluar los factores de riesgo, debido a que puede ser asintomática y evolucionar, causando afecciones graves a la salud.

El infectólogo pediatra y jefe de la división de posgrado del Centro Médico Nacional (CMN) “20 de Noviembre” explicó que esta patología parasitaria se transmite por la mordedura de una chinche que tiene un parásito llamado Trypanosoma cruzi, que se encuentra en las heces de estos insectos y, si bien puede no causar síntomas en años, es factible que evolucione y deje secuelas permanentes en corazón o intestinos. De ahí la importancia de apelar a diagnósticos tempranos para evitar el desarrollo de fases crónicas.

En la etapa aguda, cuando la chinche infecta a una persona, se presentan síntomas como fiebre y dolor abdominal durante siete u ocho semanas; después de este periodo pasa a ser asintomática a pesar de que la o el paciente son portadores del parásito. Es en este momento cuando la presencia de la infección puede pasar desapercibida y evolucionar de siete a 15 años hasta generar daños irreversibles. Por ello, el Issste promueve su detección y tratamiento en etapa temprana para limitar daños y prevenir nuevas transmisiones.

A pesar de no tener síntomas, una mujer embarazada puede transmitir este parásito al feto si ha tenido factores de riesgo como picaduras de chinches o consumió alimentos que puedan estar contaminados con las heces del parásito. Por ello, se deben considerar estudios de laboratorio que descarten la enfermedad, para tener un embarazo controlado o poder donar sangre de forma segura.

El tratamiento en etapa temprana cura este padecimiento; sin embargo, si se diagnostica en estados avanzados es probable que haya generado daños irreversibles, es decir, que, a pesar de eliminar el parásito, no se vuelva a la normalidad por las complicaciones asociadas.

Cuando este padecimiento se ha convertido en una condición crónica, se habrá desarrollado crecimiento del corazón (miocardiopatía dilatada), lo que provoca que genere latidos diferentes y no envíe correctamente la sangre a todo el cuerpo. Otro posible inconveniente a largo plazo es que genere engrosamiento en una parte del intestino (colón), propiciando afecciones mayores en todo el organismo.

Debido a que la sintomatología de la enfermedad de Chagas puede ser común a varias patologías, en el primer nivel de atención no se sospecha de la presencia del parásito. Por ello, expertos en infectología del Issste evalúan los factores de riesgo para hacer diagnósticos tempranos y brindar tratamiento oportuno y así evitar el desarrollo de fases crónicas.

Es importante que la población pueda identificar los lugares donde se alojan estos insectos nocturnos (conocidos comúnmente como chinche besucona) y hacer trabajo de fumigación para limitar el riesgo de picaduras.

Especialistas en infectología del Issste que laboran en áreas geográficas donde se reproducen con mayor facilidad estos insectos realizan cercos sanitarios para eliminarlos y disminuir las posibilidades de transmisión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!