Mar. Jun 25th, 2024

Mientras Ricardo Monreal solto la duda de qué el que resulte ganador como Coordinador Nacional de los Comités en Defensa de la Cuarta Transformación no necesariamente será el candidato de Morena a la Presidencia de México, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que en dos meses concluye como dirigente del movimiento de transformación que encabezó, que se entiende, como el líder del Movimiento de Regeneración Nacional, es decir, su partido.


“Yo término como Presidente en septiembre del año próximo, pero lo cierto es que la parte de conducción de transformación se concluye, en mi caso, en septiembre de este año, cuando ya se decida quién va a coordinar el movimiento de transformación yo entrego la estafeta”, así de contradictoria su afirmación.


Lo discordante del caso es que señaló que “no somos iguales en la manera de pensar y que bueno; no estamos hechos en serie, no somos robots, cada quien tiene sus historias, concepciones, experiencias”, pero sí acusó que el grupo de exconsejeros electorales, exmagistrados y expresidentes del INE y del Tribunal Electoral se han agrupado para organizar una elección primaria para elegir al candidato presidencial de la oposición, mientras sus ‘corcholatas’ andan en campaña como si fueran la única opción para dirigir el destino del país.


De eso no dice más que están preparados porque, todos tiene capacidad, pero los ex del INE que están en el entuerto que dice López Obrador para buscar candidato, son unos “reverendos hipócritas, simuladores y farsantes”, y aseguró que ya no engañan a nadie e incluso no se sintió traicionado por los ministros que tiraron su segunda parte del plan B.


Pero si los amenazó al señalar que “si yo emito un decreto para cambiar a la Suprema Corte, imagínense, pondrían el grito en el cielo porque así son de hipócritas los conservadores. Dirían que se trata de una dictadura”, explicó bajo el curioso argumento de que “somos respetuosos de la división de poderes, algo que ellos no están cumpliendo. Los ministros están en una actitud de intromisión en las facultades del Poder Legislativo”, a quienes si les ordena.


Pero el otro poder, que no ha podido doblegar, el poder judicial dijo que está convirtiendo en el ‘Supremo Poder Conservador’ porque está lleno de ‘corruptos’ y piensan que su postura es la de un ´dictador’.


Las fallas entonces están en la oposición ya que incluso Monreal justifica la prueba que están realizando en el país, que no es campaña solo probarse a ras de suelo porque al final todo está en manos del Gran Elector de Palacio porque dice el ex legislador que “jurídicamente no hay un vínculo que diga: el que resulte va a ser el candidato a la presidencia de la república; políticamente sí” y que no hay violación alguna de la ley “porque estamos buscando una posición interna dentro del partido”.


Por lo pronto los Constitucionalistas aseguraron que el fallo de la SCJN para invalidar la segunda parte del plan B electoral, refleja que, pese a los ataques contra ministros, éstos no se han dejado intimidar y ejercen sus funciones con autonomía y defienden la ley y la Carta Magna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!